Tweet
IMG-2993

07 de marzo de 2019

Pluralismo, diversidad y enfoque humano entre los factores destacados de FerradaNehme por pasantes de verano 2019

Por segundo año, FerradaNehme desarrolló un programa especial de pasantías para alumnos de Derecho de la Universidad de Chile, en coordinación con Alumni. Este programa busca que alumnos de 3er año en adelante, con dificultades socioeconómicas, vivan la experiencia de trabajar en un estudio de abogados durante un verano, y a continuación les compartimos cómo fue la experiencia de dos de nuestras pasantes: Victoria Vega, quien trabajó con el área de Libre Competencia; y Violeta Purán, quien estuvo al alero del área TMT y Derecho del Consumo.

*En la foto, pasantes de diversas áreas, más sus tutores, en desayuno de despedida. 

Como una experiencia “muy interesante y entretenida”, y de “muchísimo aprendizaje y conocimiento”, calificaron Violeta Purán y Victoria Vega su pasantía en FerradaNehme, la que tuvo lugar durante los meses de enero y febrero de 2019.

Violeta, quien hizo su pasantía con el equipo de TMT y Derecho del Consumo, explica que durante su período en FN, tuvo la oportunidad de trabajar en temas muy variados: “desde el seguimiento de proyecto legislativos y actualización de tablas, hasta resumir procesos de mediaciones colectivas, conocer los procedimientos ante la Subtel, buscar jurisprudencia, hacer minutas y pequeños escritos, transcribir audios, armar y actualizar expedientes, ir al Consejo para la Transparencia, ir a la notaría, etc”. En su caso, contó con la tutoría de Sebastián Morales y Magdalena Lazcano, cuya guía y orientación Violeta destaca: “siempre tuvieron completa disposición a escucharme, enseñarme y corregirme, lo cual me ayudó mucho a vivir esta experiencia”.

En el caso de Victoria, ella trabajó con el área de Libre Competencia, donde sus tareas incluyeron “levantamiento de información en planillas Excel, redacción de minutas breves y largas, investigación, actas, revisión de estados diarios, jurisprudencia comparada, etc. Incluso alcancé a ver un poquito de pro bono”. Su tutor fue Matías Carrasco, aunque contó con la ayuda de todo el grupo: “Compartir con el equipo fue una gran experiencia de muchísimo aprendizaje y crecimiento, tanto a nivel profesional como personal. El equipo de trabajo tiene mucho conocimiento, lo que se transmite muy bien. Además, me sentí muy acompañada durante todo el proceso”.

¿Qué las llevó a postular a esta pasantía en primer lugar? En el caso de Victoria, “FN es conocido por tener un enfoque distinto, más humano, por lo que tenía muchas ganas de llegar a trabajar en un lugar así, sentía que sería una buena experiencia (y no me equivoqué)”. En el caso de Violeta, “me entusiasmó poder conocer un estudio de excelencia y por sobre todo que se destaca por tener una filosofía abierta al pluralismo y la diversidad, lo cual lo encuentro especialmente relevante, toda vez que son valores que en otras instancias no son tan promovidos”.

¿Le recomendarían esta pasantía a futuras generaciones? La respuesta es unánime: absolutamente sí. Violeta destaca el énfasis social de este programa: “permite una puerta de entrada a aquellos que no tenemos contactos y que somos la primera o segunda generación de profesionales de nuestras familias”.

Para FN fue un gusto abrir nuestras puertas otro verano a estudiantes de excelencia. Y a quienes estén interesados, los invitamos a estar atentos al llamado a postulación para 2020.

Acccesibilidad [cerrar]